• David Lynch

Despido a mujeres embarazadas: cosas a tener en cuenta



En las empresas por diversos motivos se debe de realizar despidos al personal, sin embargo, el empleador deberá de tener en cuenta que su motivación deberá de ser adecuada, justa e imparcial, caso contrario deberá de pagar una indemnización o podría irse a un juicio laboral en el cual, según la decisión del juez, podría ser plausible de pagar una suma de dinero y aparte podría ser posible que al trabajador sea reinsertado en su puesto de trabajo.

Sin embargo, esto no es lo único en lo que se deberá de fijar el empleador al momento de realizar un despido, deberá también tener en cuenta si es que su trabajador se encuentra dentro de algún régimen de protección especial.



El régimen de protección especial en mujeres

Así es como tenemos el caso de las mujeres embarazadas. El empleador podrá alegar que no ha despedido a su trabajadora por embarazo si es que esta no la he notificado de su situación y además no sea visible evidentemente. No resultaría lógico que el empleador argumente no haber tenido conocimiento del embrazado de una mujer de 7 meses en el cual la barriga ya es notoria, pero sí podría argumentarlo en el caso de una mujer de 2 meses de embarazo.


¿A quiénes le aplica la protección del mencionado régimen?

Por otro lado, la protección a las mujeres embarazadas no aplica únicamente para las que tengan un contrato a plazo indeterminado, sino también a aquellas que trabajen a tiempo parcial o las que se encuentren en periodo de prueba.



¿El régimen especial protege de todo a la mujer?

Esta protección no es absoluta, porque si bien es cierto si se despide a la mujer por motivo de que está embarazada, por motivos de la lactancia, del nacimiento del bebé o consecuencias después de los 90 días de producido el alumbramiento será un despido nulo y correspondería su reposición, si la mujer realiza un acto considerado una falta grave como la apoderación de los bienes de la empresa, incumple sus obligaciones, etc. El despido sí podrá proceder y no podrá ser objeto de juicio.

El empleador deberá de poder acreditar la falta grave cumplida por la trabajadora con evidencia concreta, sino en base al principio de la duda favorece al trabajador se presumirá que ha sido despedida por motivos sobrevinientes a su embarazo.



Lynch Contadores

www.lga.pe

1 visualización0 comentarios