• David Lynch

¿Despedido por distraído? ¿Es esto posible?



¿Qué se considera distraerse?

Distraerse quiere decir que la atención se deriva hacia otra actividad o hacia alguien produciendo que este se aparte de lo que está haciendo o lo que tenía que hacer. Realmente la distracción o distraerse es un acto muy común en el día a día de las personas. La distracción también puede configurar una falta grave, aunque se deberá tener en cuenta que no será en todos los casos.



¿En qué situaciones puede una distracción ser considerada una falta grave?

Como se mencionó distraerse es algo tan natural y normal, por lo tanto, no resulta razonable que cualquier tipo de distracción se configure como una falta grave. Al respecto se tendrá que analizar muy bien el contexto de la distracción y que ha ocasionado dicha distracción. Siendo así nos encontramos que una falta grave por distracción se va a configurar en el supuesto en el cual esta haya generado algún perjuicio, no importa el tipo de cargo que desempeñe la persona, aunque esto si puede influenciar en que tan potencial se encuentre el trabajador en causar un daño con su distracción. A continuación, se pondrán tres ejemplos en el cual se podrá hacer más fácil entender la falta grave por distracción:


Ejemplos:

Tenemos que Pedro es el encargado de entregar el correo y durante su labor ve un cartel que le llamó la atención, por lo tanto, se quedó unos minutos apreciando ese cartel y luego siguió su camino.

En este caso si bien hubo una distracción durante su jornada laboral, esto no implica que se haya cometido una falta grave porque no se ha generado ningún perjuicio.


En este segundo caso Pedro se vuelve a distraer unos minutos por mirar el mismo cartel, lo que ocasiona que llegue fuera del horario de atención de donde le correspondía entregar una carta. Sin embargo, la entrega de esa carta no resulta urgente, por lo tanto, su jefe le dice que el día de mañana vaya a entregar la mencionada carta.

En esta situación hubo una distracción y la distracción trajo consigo una consecuencia, pero no fue una consecuencia que afectara a la empresa.



Finalmente, nos encontramos que otro día Pedro se distrae con un nuevo cartel, durante 15 minutos se quedó en el mismo lugar observándolo y por lo tanto llega tarde a la misma oficina y no resulta posible que le reciban el sobre. En el sobre se encontraba un texto muy importante el cual ese era el último día para presentarlo y esto ha generado que la empresa tenga que pagar una multa sumamente alta.


En este caso sí es posible imputarle una falta grave a Pedro motivo de su distracción o si esto resulta ser reiterado es posible su despido.



Lynch Contadores

www.lga.pe

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo